Industrias Culturales

Hay una constelación de Bienes Culturales que nos hacen disfrutar del arte, acercarnos a la lectura, tener un lugar de pertenencia y comunicación en los distintos medios, entender el diseño como creación y belleza en la cotidianeidad.

Son bienes culturales reproducibles: los libros, discos, producciones informáticas, programas televisivos culturales y educativos, diseños en el campo de los objetos, la indumentaria, el paisaje, imágenes y sonido. Están en nuestra vida, nos acompañan y construyen, nos hacen lo que somos.

De generación en generación, de mano en mano, de mirada en mirada.

Es tarea del Ministerio de Innovación y Cultura garantizar el acceso, circulación y accesibilidad de estos bienes culturales de calidad, lenguajes múltiples, medios en sus diferentes formatos y soportes, creando sistemas de fomento, apoyo a los creadores, producción de contenidos y una red de circuitos potentes y creativos en el territorio.